El cotilleo y sus circunstancias... o de como te jode un "chisme"

versión libre de La última Cena, click para ampliar

El chisme
El chisme del que les quiero hablar no es el de “pásame ese chisme” o “que hiciste con el chisme ese que te preste?”… Se trata del cotilleo, la cotilla… los cuentos no confirmados… para más les dejo la definición de la Real Academia Española…
Chisme: (Quizá del lat. cimex, chinche). m. Noticia verdadera o falsa, o comentario con que generalmente se pretende indisponer a unas personas con otras o se murmura de alguna.
Si esta definición no les convence, escriba la palabra “chisme” en Word y de clic con el botón derecho sobre ella, luego en el menú que le aparece seleccione “sinónimos” y verán…

Pero fíjense en esto… Chisme: “Quizá” de latín cimex, chiche… es decir no sabemos, se rumora, se dice, se cree… es decir es un chisme sobre el chisme!... puro cotilleo... carajo (hostia se diría en España) y cotilleo de gran altura por que lo dice “una fuente digna de todo crédito”: La Real Academia de la Lengua Española!

"Me enteré de que..."

Históricamente el chisme ha sido (y creo que seguirá siendo) lo más importante en los recovecos de la comunicación universal… todo parte de un chisme… claro, luego vienen las aclaraciones, las confirmaciones de si son o no ciertos los fulanos chismes… pero en principio todo es: “… alguien me dijo que”, “… me dijeron que”, “… tu no sabes que”, “es que no te has enterado de que…”, “… lo vi con estos ojos que se han de comer los gusanos” (esa frase me encanta), “… por ahí anda un chivu’o (hombre barbado) diciendo que es el Rey de los judíos”.
Pues al fulano ese de la barba los sacerdotes de Galilea, en el año 33 d.C. (después del Chivu’o) le armaron un expediente de subversivo y enemigo de un tal Julio Cesar. Eso bastó para encarcelarlo y crucificarlo… y miren por donde van ya las consecuencias de ese chisme!... que barbaridad!... y no sabemos como se beneficiaron exactamente los chismosos, pero de lo que si estamos seguros es que hasta los doce tios que siempre andaban con él, a la larga, sacaron ventaja del asuntito ese.

Leer más...


Yo estoy convencido que lo de la guerra de Irak vino de un chisme… vino un paju’o o chivato(dícese de todo aquel portador de un chisme) que vio o creyó haber visto algo, oyó o creyó haber oído algo y fue con el cuento a alguien que no supo quedarse callado la boca. Claro lo que sucede es que cuando el director de la CIA le va con el chisme a Bush no va a ir como cualquier comadre (dícese de la mujer chismosa de barrio) a coger por el brazo al “hombre más poderoso del mundo” para llevárselo a una “esquina” de la oficina oval y decirle al oído que un iraquí pata en el suelo, que es amigo de un funcionario, que es informante de un agente infiltrado y que a su vez pasa información a los agentes de la CIA destacados Irak, que allí se está haciendo tal o cual cosa!... coñooo que enredo Dios mío!
Pues júrenlo que no es así. El director debe justificar todo el gasto mil millonario que se ha hecho en toda la operación. El va a pedir una “reunión de emergencia” con el Presidente para informarle sobre “un delicado asunto estratégico que estaría afectando, los intereses, la seguridad e integridad de la nación americana”. Se va a presentar a esa reunión con todo un arsenal de argumentos, conjeturas, estadísticas, proyecciones y recomendaciones para respaldar el chisme que partió de lo que vio o escuchó el dichoso iraquí ese. Va a llevar consigo un expediente completo, por supuesto lleno de chismes, para justificar su chisme principal y por el que se esta gastando todo ese dineral.
Los beneficiarios?... a montón!... los fabricantes de armas, los petroleros, los iraquíes opositores al régimen, los empresarios norteamericanos e ingleses que trabajan en la reconstrucción (reconstrucción de lo que ellos mismos destrozaron) de Irak… y así continúa la interminable lista.
Así como ese podríamos imaginarnos otros más… para cuentos los de la antigua Roma con su Imperio de chismes… los de las cortes europeas desde los principios de las monarquías hasta la fecha, o si no ¿Como se enteró Lady Di de lo de su marido y Camilla Parker?... Y Carlos (el príncipe, claro), ¿Cómo supo lo de Dodi Al Fayed?... los bíblicos… alguien tuvo que irle con el chisme a Herodes para que matara tantos chavales… y a Pilatos para que crucificara a Jesús.

Las consecuencias

Es ahí precisamente donde el chisme deja de ser una información no comprobada para pasar a ser la justificación de una consecuencia fatal en contra de alguien. “Nosecuantosmiles” de muertos en Irak (y los que faltan), la cantidad de cabezas que rodaron en la Roma Imperialista, la cantidad de fortunas que fueron a parar a manos de los que le habían ido con el chisme al Rey o a manos del mismo Rey, quien de seguro era uno de los promotores de este sistema de dimes y “diretes”. No en balde la definición de la Real Academia respecto al chisme: con el “…que generalmente se pretende indisponer a unas personas con otras”. Es decir divide, por consiguiente el Rey vence. El o los portadores del cuento se benefician. Pero también saca su tajada el que se hace eco de él, lo que llamaríamos pescador de río revuelto.
Respecto al juicio en Jerusalén se dice, según fuentes dignas de todo crédito aunque no confirmadas (y todas esas sandeces que uno dice para que sea tomado en serio el chisme que contamos) que Pilatos (quien por cierto es Santo para la iglesia ortodoxa etíope), tiempo después (en el 36 d.C. antes de que cayera en desgracia) recién llegado a Roma le preguntaron sobre la crucifixión de Jesús y él vagamente recordaba aquella historia. Pero también se afirma que lo permitió para salvar su propia vida.
Ahí está lo terrible del chisme, sus circunstancias y sus consecuencias. ¿Quien fue con el chisme? Alguien a quien Jesús o alguno de los que lo rodeaban no le caía bien o veía en él una amenaza a sus intereses. ¿Con que propósito fue con aquel cuento de caminos? Para congraciarse con los poderosos de aquel entonces de Jerusalén y sacar un jugoso provecho personal ¿Qué consecuencias trajo? La muerte de un tío allí y dos mil años (y los que faltan) de historia de cristiandad y sus derivadas. Que quede claro que no soy experto en el tema religioso y que no pretendo crear una nueva “corriente histórica” respecto a este hecho, solo hablo del chisme en sí.
Ni hablar del ambiente de las Bolsas de Valores del mundo!... abrase visto algo más “volátil que el mercado bursátil” (para usar su mismo léxico)?. Las columnas de prensa de los expertos en el tema de la bolsa y las columnas de chismes “del corazón” o de farándula solo se diferencian en que en una se habla de números y empresas y en las otras de personas. La primera solo tiene más credibilidad por el hecho de que no nos ocupamos de estar al tanto del chisme económico y por consiguiente nos resulta muy complicado entender que el ibex bajó "noscuantospuntos" porque unas empresas inmobiliarias al otro lado del Atlántico tuvieron nosecuantos dólares de perdidas y eso nos va a influir a la hora de ir al mercado a comprar la comida por dos años, según estimaciones (otro chisme).
Lo del petróleo es otra locura total…. Chávez dice cualquiera de sus acostumbradas estupideces y sube el precio a no se cuanto… record histórico porque hay amenaza de guerra en no se donde… se rumora que el invierno va a ser mas frío y sube otro tanto… se dice que Kuwait esta sopreproduciendo y vendiendo por debajo de cuerda mas barriles de la cuenta y baja el precio. Y las consecuencias?... las vivimos todos en el planeta… bueno, todos los asalariados, por que pongo mis manos en la candela si Chávez se inmuta o preocupa por las consecuencias de algo en la vida que no se su permanencia en el poder. Las pondría también si Bush se vio afectado por la crisis inmobiliaria que atraviesa su país.

Teorema del chisme
Así pues, la importancia del chisme es proporcional a la magnitud de sus consecuencias y al entorno en que se desarrolla. Esto suena a teorema de Pitágoras!... pero es así. De verdad que no me imagino a Bill Gates afectado por que al hijo de uno de sus empleados la maestra le reclamó fuertemente por una tarea que el chiquillo olvido hacer. Ahora bien, si el niño en cuestión es hijo de él, la cosa puede tener consecuencias insospechables que pueden ir desde el despido de la educadora, hasta la inhabilitación de la pobre desdichada como docente para el resto de su vida… (ojo: que todo esto no es más que recreaciones imaginarias de lo que podría ser si…) … y todo a consecuencia de que?... un chisme!... seguramente la maestra estaba cansada de que el chaval le tocara las narices con lo de las tareas y que el niño es un fastidio a cuenta de hijo de Bill. Le llamo la atención. Pero cuando el chiquillo le fue con el chisme al hombre más rico del mundo (su papá) a la hora de la cena, le contó todo según su perspectiva y dejó sin trabajo y sustento a una familia. Total al niño le da igual!.
Se fijan por donde van los tiros!... así de fácil… Lo último nos lleva directo a lo de “las fuentes dignas de todo crédito”… pero eso lo vamos a dejar para otra oportunidad.

1 comentario:

Ladeladorita dijo...

jajaja!!! como me he reido! tienes mucha razón! Muchas veces el chisme es “las fuentes dignas de todo crédito”
:)

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario... procura tener tu perfil habilitado en Blogger o deja un enlace a tu blog...